Poesía

AMO EL CONFINAMIENTO

Amo el confinamiento… porque nadie me toca. Porque nada me toca.
Y si nada ni nadie me toca, nada ni nadie me puede ensuciar.

Amo el confinamiento… porque no me quita de mis casillas. Porque mi casilla la tengo muy conocida.
Y lo que conozco me asegura comodidad.

Amo el confinamiento… porque tengo una excusa para estar encerrada en mi casa.
Y si tengo una excusa, no tengo culpa.

Amo el confinamiento… porque nada me diferencia del resto.
Y si nada me diferencia, tampoco nada me destaca.

Amo el confinamiento porque retirada no tengo que amar a nadie más.
Y si no tengo a nadie más a quien amar, no tengo nadie que me pueda abandonar.

Amo el confinamiento… porque me mantengo alejada de la puta vida.
Y si me mantengo alejada de la puta vida, ninguna putada se me puede de nuevo tatuar.

Amo el confinamiento porque encarcelada no siento miedo.
Y si no siento miedo, puedo respirar en paz.

Aunque sea ese miedo el que más Ame mi confinamiento.
Aunque el precio a pagar sea el de no vivir a lo grande nunca más.

Amo el confinamiento…
porque, en Realidad,
la Vida me caga de miedo.

Y toda esa apariencia que me viste
tan sólo es una razón de menos.
Tan sólo es una excusa de más
para que el Amor
no vuelva a penetrar en mis entrañas.
Para que el Amor
no me recuerde
el significado de la palabra Temblar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .